Mejora de la Competitividad Digital

Finalidad

Crear un itinerario de servicios 360º que incluya fomento y sensibilización, asesoramientos y formación para mejorar las capacidades digitales y mejora del teletrabajo de las entidades de ES y de sus equipos internos y que vaya desde el desarrollo personal de competencias digitales a la consolidación y adaptación tecnológica de entidades más desarrolladas, para agilizar la capacidad de respuesta de las entidades a las nuevas necesidades de mercado.

 

Objetivos

  • Mejora de la competitividad de las entidades de economía social gracias al uso estratégico de habilitadores digitales.
  • Ofrecer un servicio completo de asesoramiento y formación adaptado a las nuevas necesidades de entidades para reducir la brecha digital, fomentar el uso de datos y activar el desarrollo empresarial a través de la digitalización.
  • Crear una red de servicios que conecte las entidades participantes y que ayude la difusión de buenas prácticas.

Introducción

El entorno cambiante de las últimas décadas hacía presagiar la necesidad de adaptación por parte de las empresas. Algo que sin duda ha quedado claro con la reciente crisis sanitaria que ha afectado a nivel mundial. Más allá de una crisis económica, ha supuesto una crisis productiva, competitiva y laboral dejándonos una lección sobre los deberes que tenemos que afrontar en nuestras organizaciones en los próximos años.

Descripción del proyecto

Siendo las empresas de Economía Social un sector empresarial que goza de un retroceso superior a la media en el ámbito tecnológico y digital, desde ASATA en el marco del programa operativo POISES objetivo temático 8 -formación y empleo de calidad- subvencionado por el Fondo Social Europeo y gestionado por la Confederación nacional CEPES, queremos realizar un acompañamiento en el proceso de transformación que sitúe a estas organizaciones en el nivel competitivo más óptimo a la altura que los mercados requieren.

En este proyecto pretendemos apoyar a aquellas entidades participantes que, siendo conscientes de la necesidad existente, apuestan por la realización de mejoras técnicas y productivas en sus organizaciones.
Para ello, llevaremos a cabo un plan 360º que incluye tanto asesoramiento como acompañamiento personalizado. Comenzará con un análisis de madurez digital a través del portal disponible en nuestro web acompañado del diagnóstico de personal técnico. En base a ello, se emitirá un informe con las necesidades detectadas y recomendaciones; así como un plan de acción que incluye sesiones de seguimiento para la implantación de mejoras. Todo ello, acompañado de formaciones grupales y jornadas de sensibilización y difusión.

Con el compromiso de las organizaciones, avanzaremos en el desarrollo e implantación de las actualizaciones tecnológicas durante el período de duración del proyecto. El proceso terminará con la comparativa entre el status inicial de la organización y la mejora de la competitividad detectada tras llevar a cabo el mismo. Los ámbitos de innovación sobre los que se trabajará serán diversos: digitalización como parte del diseño, producción, procesos de mantenimiento o de ventas que afectan a variables como la digitalización y automatización de procesos, comunicación, posicionamiento web, IoT, teletrabajo, análisis e integración en el uso de datos, trazabilidad o estrategias multicanal para la relación con el cliente, entre otros.

Todo avance requiere una inversión para su éxito. Alguno de los factores que serán determinantes en este proceso de mejora competitiva será el compromiso humano, tanto en la adaptación a los cambios como en la capacitación del personal. Por un lado, atenderemos a una automatización de tareas y eficiencia en los procesos. Y por otro lado, a la formación y capacitación técnica de la plantilla así como la incorporación de nuevo personal. Estos han sido señalados como factores influyentes en esta evolución competitiva permitiéndonos adaptarnos a dos niveles: interno -a través de la retención del talento- y externo -clientes y mercado-.

Es, sin duda, el momento para ser protagonistas de esta transformación. Las empresas deben estar preparadas para implementar y sacar provecho de las tecnologías emergentes. Quedarse al margen ya no es una opción, pues supondrá un ralentí en su situación con respecto a la competencia, al futuro y en detrimento de mejores resultados económicos.

Objetivos

General

  • Mejora en el marco de la competitividad.

Específicos

  • Establecimiento de estrategia e implementación de cultura digital.
  • Reducción de la brecha digital.
  • Aumento de la productividad y eficiencia.
  • Minimización de costes.
  • Adaptación y mejora de la experiencia del cliente.
  • Retención del talento y motivación de trabajadores.
  • Creación de empleo.
  • Desarrollo de mayores niveles de adaptación al cambio

Indicadores

De ejecución

  • Nº de participantes directos personas físicas: 150 personas físicas. 25 de ellos, desempleados.
  • Nº de entidades participantes directamente personas jurídicas: 30.
  • Nº de proyectos empresariales: 30.

De resultado

  • 30 empresas de Economía Social que ven mejorada su competitividad tras su paso por el proyecto.